A veces, un artista tiene una visión que es más grande que el medio de expresarlo. Esa visión (el llamado a crear) es lo que motiva a Cierra Lynn Taylor como madre, artista y como promotora autodescrita de la salud mental.

Desde sus diseños de ropa de colores fuertes y brillantes hasta su pintura corporal y las palabras de aliento, Taylor responde a su vocación.

“De niña, crear arte era algo que adoraba, era mi pasatiempo favorito, mi materia preferida en la escuela, mi especialización en la universidad y ahora mi carrera. Siempre gravité hacia el arte y me di cuenta de que era mi don,” dijo Taylor.

Lo que hace que su arte sea inconfundible son las palabras positivas que incluye en sus diseños. Comenzó esa aventura en el 2009 después de ser despedida de su trabajo como profesora de arte. Como emprendedora, Taylor se sintió liberada para ir en pos de su visión y compartir sus mensajes en sus propios términos.    

Desde entonces, la boutique en línea de Taylor ha evolucionado como vitrina de sus atrevidos diseños de chaquetas, vestidos, carteras, mochilas y otros artículos. Palabras de empoderamiento decoran cada uno.

Analizando el crecimiento de su negocio, Taylor se dio cuenta de que sus clientes ansiaban mensajes de aceptación y amor incondicional, refuerzos tan necesarios para fomentar la autoestima. “Me inspiré en muchas cosas con las que las mujeres se pueden ver identificadas, como la maternidad siendo soltera, la pérdida de empleo y hasta la alopecia. Al leer una afirmación empoderadora o viendo una hermosa imagen, espero que la gente se sienta motivada y sienta confianza”. Pero Taylor no estaba conforme con tener la ropa como su lienzo. “Siempre he inculcado afirmaciones”, explicó. “Todo comenzó con la ropa. Ahora ha avanzado para incluir el cuerpo”. 

Comenzó cerca de su casa, utilizando la piel de su hija de 11 años como lienzo en blanco. Después de aplicar una capa de base negra en su espalda, Taylor utilizó pintura blanca para envolver su cuello, paletas, columna, brazos y todo su torso posterior con palabras poderosas: Negra y Orgullosa, Digna, Hermosa, Suficiente, Reina, Paz y Poderosa, entre otras; y digo "Yo soy" antes de cada una de ellas. “Pintar palabras en la espalda de mi hija fue mi manera de enseñarle la importancia de amar tu propia piel”, recordaba Taylor.

Los clientes de su boutique estaban asombrados del atrevido giro de Taylor.

“Inicialmente, (Lenguaje Corporal Artístico) fue un shock para mis clientes, pero luego lo aceptaron y celebraron su propósito y misión”. Taylor perseveró, según expandía gradualmente su clientela. “El movimiento tomó fuerza cuando fui más consistente al hablar de diferentes tópicos, incluyendo positivismo corporal, sanar tras
una pérdida. Lo más importante, contar las
historias de otras mujeres”, dijo.

Las reacciones de sus clientes ante el producto terminado son testamentos del poder de las palabras que visten con orgullo. “Muchas sesiones terminan con mis clientes bañados en lágrimas. Es literalmente más que pintura corporal. Es como una terapia. Cuando finalmente ven que son una obra de arte, sus emociones se desbordan”.

La espiritualidad de Taylor es parte de su proceso. “Oro antes de comenzar un proyecto. Cuando me siento inspirada, percibo que Dios responde a mis oraciones, que me habla”.

Fomentar la salud emocional y una mente y un cuerpo positivos, tanto para ella como para los demás, ha hecho que Taylor se convierta en una activista de la salud. “Haber cuidado de mi madre hoy fallecida, me enseñó la importancia de la salud mental, del cuidado propio y de la terapia. He aprendido que cuidar de mi salud mental también es importante. Mi arte me empodera para practicar lo que predico”. 

Ella reconoce que sus dificultades como persona de tez morena no son únicas. “La comunidad tiene un estigma acerca de la salud mental. Pero con conversaciones sobre el tema, más personas se sentirán cómodas buscando apo-
yo”, dijo.

El nuevo proyecto de Taylor es Afírmalo con Palabras. Utiliza sus afirmaciones y diseños para embellecer las puertas de los baños en escuelas primarias y secundarias del área de Washington, D.C., para brindar positivismo y tratar temas como el acoso y la salud mental con los jóvenes de hoy. 

“Trato de ser y hacer lo que no pude cuando crecía”, explicó. “Mi meta es inspirar a la juventud a quererse a sí misma”. Para Taylor, el futuro es tan brillante como sus creaciones. Ella continuará con Afírmalo con Palabras y Lenguaje Corporal Artístico y además expandirá su colección para incluir más decoraciones de casa. Ella sueña en grande: “Espero crear más proyectos comunitarios donde las comunidades se unan para crear arte y embellecer los lugares”.

“Espero que mi arte dé esperanza y valor a quienes están por rendirse. Cuando la gente vea mi arte, quiero que digan ‘Eso me hizo sentir mejor, después de leer las afirmaciones y de admirar todos esos colores’”.


Vea más del trabajo de Cierra Lynn Taylor en cierralynncollection.com.

Este artículo apareció en La Palabra Diaria.

Acerca del autor

Lysa Allman-Baldwin es conferencista, facilitadora de talleres y escritora. Conoce más en AuthenticityAndPurpose.com.

Más

No Results